Blog

Flujo vaginal VS flujo menstrual

Flujo vaginal VS flujo menstrual

Observar los cambios en tu flujo vaginal puede ayudarte a saber cuándo estás ovulando y, por tanto, cuándo eres más fértil

¿Sabías que nuestra vagina está cubierta por una membrana mucosa cuya función es mantener la humedad generando flujo vaginal? El flujo vaginal puede tener diferentes aspectos -transparente, blanco o amarillento- y la consistencia puede ser muy líquida o muy espesa. El aspecto y cantidad del flujo varían de una mujer a otra y también de un día a otro según la fase del ciclo en la que nos encontremos. Por lo general el flujo suele ser más abundante y transparente en los días de la ovulación, más escaso en los días posteriores a la regla y más espeso en los anteriores a la regla.

Beneficios del flujo vaginal

El flujo vaginal es necesario y beneficioso por varios motivos: evita la sequedad de la vagina favorece el equilibrio de la flora vaginal y además, actúa como barrera ante posibles infecciones vaginales. Además, sirve como lubricante natural durante las relaciones sexuales y mantiene el pH vaginal en equilibrio. Durante el embarazo, a menudo también aumenta nuestro flujo vaginal y se hace más espeso.

La excitación sexual también produce mayor lubricación ya que la vagina se prepara para la relación sexual. En algunos casos, la falta de lubricación sexual puede conllevar molestias e insatisfacción durante tus relaciones sexuales. Una baja lubricación podría ser debida a alteraciones hormonales, a infecciones, al estrés, al alcohol, al tabaco o a la toma de ciertos fármacos.

Para poder aumentar la lubricación sexual te recomendamos mantener una buena higiene genital, prolongar el periodo de juegos preliminares en las relaciones sexuales o el uso de lubricantes vaginales para evitar las molestias durante la penetración.

Tus cambios en el flujo vaginal

El flujo anormal es el que produce picor, escozor o huele mal. En estos casos es conveniente consultar con tu ginecólogo. Estos cambios pueden estar provocados por una infección vaginal o vulvar que puede ser fácilmente solucionada con el tratamiento adecuado. Las cantidades importantes de flujo vaginal pueden ser normales, no te preocupes.

Si tienes alguna pregunta sobre temas de ginecología u otros relacionados. Para cualquier duda, no dudéis en contactarnos.

¡Tú también puedes ser donante! HAZTE DONANTE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *